domingo, 30 de marzo de 2014

Venezuela: revuelta de gente acomodada, no campaña de terror.... Mark Weisbrot *


Las imágenes forman una realidad. Ello otorga un poder a la televisión, al video y a la fotografía misma. Las imágenes pueden anidar en lo más profundo de la conciencia, aun sin darnos cuenta. Yo pensaba que era inmune a las imágenes repetitivas que muestran Venezuela como un Estado fallido en la agonía de una rebelión popular. Sin embargo, no estaba preparado para lo que presencié en Caracas durante este mes: lo poco afectada que parece estar la vida cotidiana a pesar de las protestas, la normalidad que prevalece en casi todas las zonas de esa ciudad. Sin lugar a dudas, también fui cooptado por la imagen ofrecida en los medios.
Varios medios de comunicación de gran audiencia han reportado (www.nytimes.com/2014/03/01/world/americas/slum-dwellers-in-caracas-ask-what-protests.html?_r=0) certeramente que los pobres en Venezuela no se han unido a las protestas de la oposición conservadora, pero ésta es una narración incompleta: no solamente los pobres se están absteniendo de protestar en Caracas, sino que se debería incluir a casi todos los sectores de la población, a excepción de unas cuantas áreas de gente adinerada, como es la de Altamira, sector en el que pequeños grupos de opositores participan en las batallas nocturnas contra las fuerzas de seguridad lanzando piedras, bombas incendiarias y huyendo de los gases lacrimógenos.
Al caminar por los barrios de la clase trabajadora de Sabana Grande, rumbo al centro de la ciudad, no se ven signos de una Venezuela en crisis, que requiera una intervención de la Organización de Estados Americanos (OEA). El transporte subterráneo funciona muy bien, quizá mejor que el metro de Washington DC y con un costo mucho menor, aunque no pude bajar en la estación de Altamira, donde los rebeldes habían establecido su base de operaciones antes de que los desalojaran esta semana.
Pude echar un primer vistazo a las barricadas en Los Palos Grandes, barrio de personas con altos ingresos donde los opositores tienen mayor apoyo popular y los vecinos gritan a cualquiera que trate de remover sus barricadas, intención que puede resultar bastante riesgosa (al menos cuatro personas han resultado muertas a tiros por tratar de hacerlo).
Sin embargo, aún en esta zona la vida resulta casi normal, a no ser por algo del molesto tráfico. Durante el fin de semana, el parque del Este estaba lleno de familias y corredores sudando en medio de un calor de 90 grados Fahrenheit (32 grados centígrados). Antes del mandato de Chávez se tenía que pagar para acceder a este lugar y los residentes del lugar estuvieron en desacuerdo cuando a los desafortunados se les permitió entrar gratis. Los restaurantes también están llenos durante la noche.
En general, viajar solo ofrece una pequeña idea de la realidad y el objetivo de mi visita a Caracas consistía principalmente en reunir información sobre la economía. Sin embargo, terminé muy escéptico sobre lo narrado en los reportes diarios de los medios de información en relación con la escasez de alimentos básicos y bienes de consumo, principal motivación de los manifestantes de la oposición. Quienes padecen más incomodidades por la escasez son, claro está, las clases pobres y trabajadoras. Pero los residentes de Los Palos Grandes y Altamira, donde yo presencié verdaderas protestas, tienen a sus sirvientes parados junto a ellos para lo que se necesite, además de poseer el ingreso y el espacio para acumular una buena despensa.
Este sector privilegiado no ha padecido daño alguno. De hecho, está en muy buenas condiciones. Sus ingresos han crecido a un ritmo saludable desde que el gobierno de Chávez tomó el control de la industria del petróleo, hace una década. Además, este grupo de poder consiguió apoyo financiero bastante alto por el gobierno: cualquiera que tenga tarjeta de crédito (lo que excluye a los pobres y a millones de trabajadores) tiene derecho a 3 mil dólares al año, a un tipo de cambio subsidiado. Ellos pueden vender sus dólares hasta seis veces más caros de lo que pagaron al adquirirlos. Un subsidio anual multimillonario de dólares otorgado a los privilegiados.
Precisamente, son estas personas las que están abasteciendo las bases y las tropas de la rebelión. El distintivo de clase en esta lucha siempre ha sido cruel y sin escapatoria, y ahora más que nunca. Al caminar entre la multitud que se congregó en la ceremonia del 5 de marzo, aniversario de la muerte de Hugo Chávez, me movía entre un mar de venezolanos de la clase trabajadora, decenas de miles de ellos. No había ropa cara o zapatos de 300 dólares.
Lo que contrasta con las masas enfurecidas en Los Palos Grandes, conduciendo jeeps Grand Cherokee con valor de 40 mil dólares y portando letreros con el eslogan del momento: SOS Venezuela.
Cuando se trata de Venezuela, el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, sabe de qué lado colocarse en el conflicto de clases. La semana pasada, justamente cuando yo estaba saliendo de la ciudad, Kerry duplicó su apuesta con una descarga retórica contra el gobierno de Venezuela y acusó a Nicolás Maduro de orquestar “una campaña de terror (http://www.eluniversal.com.co/mundo/latino-america/venezuela-debe-detener-campana-de-terror-contra-su-propia-gente-john-kerry) contra su gente”. Kerry también amenazó con invocar la Carta Democrática Interamericana de la OEA contra Venezuela, así como con implementar sanciones.
Alardear con la Carta Democrática contra Venezuela es ligeramente parecido a amenazar a Vladimir Putin con el voto patrocinado por la ONU sobre la secesión en Crimea. Tal vez Kerry no se percató que justamente unos días antes de sus amenazas la OEA consideró una resolución de Washington que había interpuesto contra Venezuela y le dio la vuelta declarando la solidaridad (www.oas.org/es/centro_noticias/comunicado_prensa.asp?sCodigo=C-084/14) de la región con el gobierno de Maduro. La resolución fue aprobada por 29 países en favor, sólo tres votos en contra de los gobiernos de derecha de Panamá y de Canadá, que se pusieron de lado de Estados Unidos.
El artículo 21 de la Carta Democrática (www.oas.org/OASpage/esp/Documentos/Carta_Democratica.htm) de la OEA se aplica ante la “interrupción inconstitucional del orden democrático de un estado miembro (como el golpe de Estado en Honduras –www.cepr.net/index.php/blogs/the-americas-blog/does-the-oas-support-democracy-in-venezuela – en 2009, que Estados Unidos ayudó a legitimar – http://www.cepr.net/index.php/other-languages/spanish-op-eds/diez-indicios-que-revelan-la-actitud-de-eeuu-respecto-al-golpe-de-honduras–, o el golpe militar en Venezuela en 2002, que recibió aún mayor ayuda –www.cepr.net/index.php/spanish-op-eds/las-elecciones-en-venezuela-presentan-una-oportunidad-para-que-washington-cambie-de-rumbo/– del gobierno de EU). Dada la reciente votación, la OEA estaría probablemente más en favor de invocar la Carta Democrática contra el gobierno de Estados Unidos por sus aviones de guerra no tripulados que mataron a ciudadanos estadunidense sin antes ir a juicio que ponerse contra Venezuela.
La retórica de campaña de terror de Kerry está igualmente divorciada de la realidad. Como es de esperar, provocó una respuesta equivalente del secretario del Exterior de Venezuela, quien llamó al secretario de Estado asesino. En relación con los cargos mencionados por Kerry, la verdad resulta ser la siguiente: desde que iniciaron las protestas (www.cepr.net/index.php/blogs/the-americas-blog/venezuela-who-are-they-and-how-did-they-die-new) en Venezuela, parece que más gente ha muerto (www.cepr.net/index.php/blogs/the-americas-blog/venezuela-who-are-they-and-how-did-they-die-new) a manos de los opositores que por las fuerzas armadas. De acuerdo con el número de decesos reportados por la CEPR durante el mes pasado, además de los ultimados por tratar de quitar las barricadas de los opositores, alrededor de siete personas han sido ejecutadas por las obstrucciones de los detractores, incluyendo a un motociclista decapitado por un cable atravesado en el camino. Además, cinco oficiales de la Guardia Nacional han sido abatidos.
En lo que se refiere a la violencia por las fuerzas del gobierno, al menos cinco personas fueron ultimadas por la Guardia Nacional y otras fuerzas de seguridad, incluyendo tres opositores y un activista progobierno. Algunas personas acusan al gobierno de la muerte de tres individuos, quienes fueron abatidos por civiles armados. En un país con un promedio de más de 65 decesos al día, resulta completamente posible que éstos no estén relacionados con las protestas.
Alrededor de 21 miembros de las fuerzas de seguridad están bajo arresto por supuestos abusos, incluidas algunas de las muertes mencionadas. Esta no parece ser una campaña de terror orquestada por el gobierno.
Al mismo tiempo, resulta difícil encontrar alguna denuncia seria de violencia presentada por alguno de los líderes de oposición (www.cepr.net/index.php/blogs/the-americas-blog/violent-protests-in-venezuela-fit-a-pattern ) más importantes. Datos de encuestas (www.ultimasnoticias.com.ve/opinion/firmas/los-domingos-de-diaz-rangel-eleazar-diaz-rangel/repudio-a-las-guarimbas.aspx ) indican que en Venezuela las protestas son muy impopulares; no obstante, éstas son mejor aceptadas en el exterior cuando son promovidas por personas como Kerry como movilizaciones pacíficas. Los datos también sugieren que la mayoría de los venezolanos ven los disturbios como lo que son: un intento por derrotar a la fuerza a un gobierno de elección popular.
La postura de Kerry sobre la política doméstica de Venezuela es muy simple. Por un lado, tiene al grupo de presión de derecha conformado por los cubano-americanos de Florida y sus aliados neoconservadores, quienes piden a gritos un derrocamiento. Del lado izquierdo de una derecha alejada hay, digamos, nada. A la Casa Blanca le preocupa muy poco América Latina.
Posiblemente, Kerry espera que la economía venezolana colapse y ello provoque que los venezolanos sin dinero salgan a las calles a protestar contra el gobierno. Sin embargo, por el momento la situación económica es estable –la inflación mensual registró una baja en febrero y el mercado negro del dólar ha caído con fuerza ante la noticia de que el gobierno está introduciendo una nuevo tipo de cambio basado en el mercado. Los bonos soberanos de Venezuela rindieron 11.5 por ciento del 11 de febrero (un día después de que las protestas comenzaron) al 13 de marzo, el rendimiento más alto observado en el índice del mercado emergente de bonos en dólares de Bloomberg. Por otra parte, la recortes económicos se van a aligerar en las próximas semanas y meses.
Por supuesto, esta situación es exactamente el principal problema para la oposición: las próximas elecciones están a año medio de camino y para ese momento resulta muy probable que los recortes económicos y la inflación, que se han incrementado en los 15 meses pasados, sean abatidos. Por tanto, es posible que la oposición pierda las elecciones parlamentarias, como ha sido en cada elección desde hace 15 años.
Además, la estrategia actual de insurrección por los opositores parece no estar ayudando a su causa. Es más, pareciera que ha dividido a la oposición y unido a los chavistas. El único lugar donde la oposición parece estar consiguiendo un fuerte apoyo es en Washington.
Artículo publicado originalmente en The Guardian. Se difunde con la aprobación del autor.
* Mark Weisbrot es codirector del Centro para la Investigación Económica y Política en Washington DC.
www.cepr.net
Traducción: Leticia Palma

vía:
 http://www.jornada.unam.mx/2014/03/30/opinion/022a1mun

México: Ventilan violencia obstétrica cometida por el Estado mexicano...por Anaiz Zamora Márquez

El Grupo de Información en Reproducción Elegida (GIRE) expuso ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en Washington, la recurrente violencia obstétrica que enfrentan las mexicanas durante la atención al parto o puerperio.

Ante la denuncia internacional, el Estado mexicano, si bien reconoció la existencia de violaciones a Derechos Humanos (DH) e incluso recientes casos de Muerte Materna (MM), se limitó a enlistar las acciones, programas, normas oficiales y acuerdos enfocados en garantizar los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres, que en la realidad no se cumplen o aún no han sido promulgados.

Como parte de la conmemoración del 20 aniversario de la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer (Belém do Pará), la CIDH celebró ayer la audiencia “Salud materna y denuncia de violencia obstétrica en México”.

Ahí, GIRE –organización civil mexicana con más de dos décadas de experiencia en la defensa de los derechos reproductivos de las mujeres– expuso las principales violaciones a los derechos de quienes deciden ejercer su maternidad.

Regina Tamés, directora de GIRE, señaló que la violencia obstétrica “afecta significativa y desproporcionadamente a mujeres indígenas y de escasos recursos”, y que los principales obstáculos que enfrentan para la adecuada atención y acceso a servicios de salud derivan de las instituciones de salud pública.

De acuerdo con la abogada –que tomó la palabra también en nombre de las organizaciones Parto Humanizado y Sakil Nichim Anzetick–, los actos de violencia obstétrica más comunes se observan en la discriminación en el acceso a servicios de salud, la negativa a brindarlos, la no atención oportuna y la ineficacia en la resolución de las urgencias obstétricas.

Se suman la atención discriminatoria, tratos crueles contra las mujeres que acceden a los servicios, medicalización y patologización de procedimientos naturales, la no coordinación entre autoridades federales y estatales, y principalmente la falta de justicia y reparación del daño a las víctimas.

Regina Tamés informó ante la CIDH que 68 por ciento del total de los nacimientos a nivel nacional ocurren por cesárea, es decir, más del doble de la cifra recomendada por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Advirtió que el acceso a la justicia y la reparación del daño a las víctimas de violencia obstétrica también es preocupante, pues tanto el Instituto Mexicano del Seguro Social como la Secretaría de Salud (Ss) respondieron a una solicitud de información que desconocen el número de quejas y denuncias en la materia.

En el mismo sentido, Ofelia Bastida, también integrante de GIRE, añadió que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) ha tenido una actuación “sumamente reprochable” con respecto a los casos de violencia obstétrica y muerte materna.

Explicó que de 122 quejas de violaciones, la CNDH sólo emitió cuatro recomendaciones sin exigir la implementación de medidas de no repetición de los hechos, “incluso en algunos casos su política ha consistido en lograr la mediación entre ambas partes”.

Al también informar sobre la carencia de recursos y materiales médicos, así como de personal capacitado en atender desde una visión intercultural a las mujeres, las integrantes de GIRE llamaron a la CIDH a emitir un pronunciamiento público con respecto a las violaciones a DH y para exhortar al Estado mexicano a que refuerce la coordinación entre las dependencias federales.

En respuesta, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud de la Ss, Pablo Kuri-Morales, dijo que la falta de coordinación se debe al sistema descentralizado de salud, y que a diario ocurren, en promedio, 5 mil 800 nacimientos “que no se vuelven noticia”, pues se dan “en las mejores condiciones y sin complicaciones a la salud de la madre”.

Enlistó el marco legal mexicano que protege los derechos femeninos, y los programas específicos de atención al parto y puerperio, y para adolescentes, los cuales no obstante están en espera de ser aprobados y publicados, por lo tanto aún no son aplicables.
Por: Anaiz Zamora Márquez
Cimacnoticias | México, DF.- 28/03/2014


http://www.cimacnoticias.com.mx/node/66025

vía:
http://www.kaosenlared.net/america-latina/item/84248-ventilan-violencia-obst%C3%A9trica-cometida-por-el-estado-mexicano.html

Chile:Carabineros de Chile quema bandera chilena, en nuevo montaje policial..por Francisco Marín

Estudiantes del Pedagógico (UMCE) sorprendieron in fraganti a tres funcionarios de Carabineros de Chile, encapuchados y lanzando piedras en contra de otros funcionarios de su institución, en violentos incidentes que se produjeron ayer 26 de marzo en las afueras de esta Universidad, ubicada en la santiaguina comuna de Ñuñoa.


quemabanderacarabineros
El proceder de estos violentistas infiltrados ,  sirvió para justificar el ingreso ilegal a dicha Universidad de Fuerzas Especiales de Carabineros, en un acto que fue considerado ilegal por la Federación de Estudiantes del Pedagógico (FEP).
Uno de los tres funcionarios fue identificado por un error del tipo “buenos días, buenas tardes”: dejó olvidado en la UMCE su carné de identidad. Su nombre es Héctor Antonio Cerda Burgos. Según informó Radio Cooperativa la comandancia de Fuerzas Especiales negó que ese funcionario forme parte de esta institución.
Sin embargo, la Brigada Jurídica de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano dio a conocer este viernes 28 una citación del Ministerio Público a una persona con sus mismos nombres y apellidos y que forma parte de la dotación de Fuerzas Especiales.
No es todo: en un comunicado difundido por la FEP –esta mañana- se denunció otro hecho: los policías infiltrados quemaron una bandera chilena.
Los estudiantes del Pedagógico señalaron que “como Federación de Estudiantes del Pedagógico sacamos a la luz pública este hecho y decimos tajantemente que no aceptaremos más que ésto ocurran (…) la criminalización de nuestra universidad por parte de Carabineros de Chile es evidente, ya que al no haber delito flagrante ni autorización por parte de Rectoría, el ingreso de Carabineros a nuestra universidad fue ilegal”.

Uno de los tres funcionarios fue identificado por un error del tipo “buenos días, buenas tardes”: dejó olvidado en la UMCE su carné de identidad. Su nombre es Héctor Antonio Cerda Burgos.

Los estudiantes del Pedagógico prometieron no descansar hasta que estos hechos de los que culpan a Carabineros y al Estado de Chile, sean sancionados.
“De cara al nuevo gobierno neoliberal (Nueva Mayoría) este hecho deja al descubierto que la represión, persecución y el trabajo de inteligencia de los aparatos de seguridad en contra de los estudiantes y diversos movimientos políticos y sociales sigue siendo la misma”.
 La mesa ejecutiva de la FEP concurrió a mediodía, en compañía del abogado Rodrigo Román, a hacer la respectiva denuncia al Ministerio del Interior.
 Respecto de lo ocurrido cabe hacer al menos una reflexión: ¿Quién va a asumir la responsabilidad política de haber quemado una bandera chilena, con el agravante de querer culpar a los estudiantes universitarios de ello?
Las instituciones uniformadas y de orden, que tanto glorifican a los héroes y emblemas patrios, deberían ser particularmente cuidadosos en el trato de estos símbolos; y, sobre todo, en la protección del pueblo chileno.
Por, Francisco Marín -  @amigopancho
El Ciudadano
 http://www.elciudadano.cl/2014/03/28/103471/carabineros-de-chile-quema-bandera-chilena-en-nuevo-montaje-policial-chile/

España: La pobreza energética causa 7.000 muertes en invierno en España por CAS Madrid

Violencia: La pobreza energética causa 7.000 muertes en invierno en España
Es el cuarto país de la UE con más personas en situación de pobreza energética, según un reciente informe. La luz ha subido un 30% en cuatro años, y siete millones de españoles gastan más del 10% de sus ingresos en pagar estas facturas.
España es  el cuarto país de la UE con más personas en situación de pobreza energética, de entre un total de 54 millones de afectados en los países de la unión.
Como consecuencia de la pobreza energética, la Organización Mundial de la Salud (OMS) estima que se producen cada año el 30% de las muertes adicionales en invierno, por agravamiento de enfermedades previas, por ejemplo. Tomando esta tendencia, si en 2012 se produjeron 24.000 muertes adicionales en invierno, más de 7.000 de estos fallecimientos se habría producido por esta razón.
Al menos, así lo asegura el segundo informe Pobreza energética en España. Análisis de tendencias, de la Asociación de Ciencias Ambientales (CAC). Según el estudio, hasta siete millones de españoles, el 17% de los hogares, tienen dificultades para pagar las facturas energéticas al tener que destinar más del 10% de sus ingresos para cubrir estos pagos, y cuatro millones, hasta un 9% de las familias, son incapaces de mantener su vivienda a una temperatura adecuada en los meses de frío.
El estudio, que arroja una fotografía de la pobreza energética en 2012, considera que esta situación se produce cuando un hogar es incapaz de hacer frente a los servicios de energía necesarios para satisfacer sus necesidades básicas y/o cuando está destinando para ello un alto porcentaje de sus ingresos.
La CAC apunta que la crisis y el desempleo, que ronda el 26% y que, según la mayoría de las previsiones, se mantendrá cerca del 25% al menos hasta 2015, han agravado esta situación en los últimos años. En paralelo, recalca que entre 2008 y 2012 han aumentado los costes de la energía un 30%.
Así, señala que las familias que destinan más del 10% de sus ingresos al pago de los recibos energéticos han aumentado un 34% en los dos últimos años por el efecto de la crisis y el desempleo, mientras que el número de personas que aseguran que no pueden mantener su vivienda a una temperatura adecuada ha aumentado un 50% entre 2008 y 2012, y un 19% sólo en los dos últimos años.

El paro apaga las luces de los hogares

El informe se refiere de forma expresa a los efectos del paro en términos de pobreza energética y concreta que uno de cada tres hogares (34%) que la padece, alrededor de 1,2 millones personas, frente al 14% registrado en 2007. Ello supone un incremento del 142% en cinco años de crisis.
Asimismo, los jubilados que también se encuentran con dificultades para pagar el recibo de la luz y que no pueden calentar sus hogares ha pasado del 13% al 21% en este mismo periodo.

La opción de la rehabilitación energética

Para combatir el aumento de la pobreza energética la CAC propone, entre otras cuestiones, la redefinición del actual bono social como medida "paliativa", la involucración de todos los actores implicados en su solución con un horizonte en el medio y largo plazo y la apuesta en marcha de un plan de rehabilitación energética que contemple la pobreza energética en su diseño.
En este punto, el director académico del estudio, Sergio Tirado, ha señalado que "la rehabilitación de viviendas ataca la raíz del problema", que es la escasa eficiencia energética de los hogares, como demuestra el hecho de que los hogares más vulnerables a la pobreza energética habitan en viviendas provistas de envolventes térmicas o de sistemas de calefacción de baja eficiencia energética.
Enlace relacionado
http://www.casmadrid.org/index.php?idsecc=noticias&id=4941&titulo=NOTICIAS

vía:
 http://www.kaosenlared.net/component/k2/item/84262-violencia-la-pobreza-energ%C3%A9tica-causa-7000-muertes-en-invierno-en-espa%C3%B1a.html

Sociedad: El sistema capitalista sólo genera crisis: ¿Dónde está el piloto? ..La amenaza de un nuevo huracán global...Por Manuel Freytas (*)

(IAR Noticias) 
Sin enemigo estratégico, el sistema capitalista agoniza en sus contradicciones y divisiones en medio de una decadencia inevitable. El capitalismo, que mató o destruyó casi todo lo que vivía en el planeta, puede morir de cualquier cosa. Pero fundamentalmente puede morir por las divisiones y las guerras intercapitalistas por los recursos estratégicos y los mercados que generan zonas de conflicto militar con peligros de estallidos encadenados, cuyo epicentro se encuentra en Medio Oriente.
Por Manuel Freytas (*)
manuelfreytas@iarnoticias.com
El sistema capitalista, que mató casi todo lo que vivía en el planeta, puede morir de cualquier cosa. Por ahora, hay amenaza de un nuevo huracán global. EEUU está en crisis, Europa está en crisis, África está en crisis, Asia está en principio de crisis, América Latina está en principio de crisis, no hay ningún número macroeconómico que no esté en rojo. Las primeras diez economías del mundo (un 85% del PBI mundial) están en crisis, y hay deflación mundial y caída de ventas en el comercio exportador e importador.
El sistema capitalista camina como un zombie: Está muerto, pero sigue funcionado (por inercia) y nadie lo termina de matar porque ya no le quedan enemigos estratégicos.
EEUU está en crisis, Europa está en crisis, Asia está en principio  crisis,  América Latina está en principio decrisis, no hay ningún número macroeconómico que no esté en rojo. Las primeras diez economías del mundo (un 85% del PBI mundial) están en crisis, y hay deflación mundial y caída de ventas en el comercio exportador e importador. 
La crisis financiera ya devino en crisis social y estructural: Desaparece el crédito, se extingue el consumo, y en un conjunto de países ya hay estanflación (suba de precios con baja de producción y ventas). Tanto en los países centrales como en los periféricos y emergentes hay una oleada generalizada y latente (todavía contenida) de despidos masivos que cuando explote va a paralizar los países con huelgas y estallidos sociales.
Las bolsas (catedrales del capitalismo parásito y especulador) se derrumban y al otro día se levantan en una compulsión repetitiva esquizofrénica marcada por la "compra" y la "venta" desenfrenadas. No hay lógica, no hay planificación, la economía mundial capitalista es un conjunto inasible de "variables desbocadas" y nadie sabe exactamente que va pasar dentro de un segundo.
Hay una decadencia acentuada por la confusión, la falta de información lógica y la parálisis general, y los propios especuladores internacionales se preguntan a viva voz ¿Dónde está el piloto?  Se perdieron las certezas, se perdió la concepción estratégica del poder, no hay gobernabilidad del sistema, se perdió el control de la totalidad, y solo hay (empezando por los gobiernos centrales y sus bancos) jugadas individualistas del "sálvese" quien pueda.
El no desenlace -por ahora- de la crisis social- lleva a que el proceso de descomposición se distienda en la superestructura del sistema (los gobiernos y los bancos centrales imperiales). Pero hay una amenaza latente que avanza por el lado de la desocupación masiva y la suba de los alimentos para compensar la falta de ventas. Los expertos esperan que se desate un huracán con "pronóstico reservado".
Los grupos de poder que controlan el "negocio financiero" aconsejan a sus clientes que compren dólares. En estos "tiempos de crisis", el efectivo contante y sonante es Dios, afirman. En las calles, las mayorías (que aún conservan su empleo), ignorantes del poder que controla el mundo, también caminan como zombies.
A las "masas", programadas y niveladas planetariamente por la ideología del consumo, y metódicamente preparadas para votar presidentes y consumir cualquier cosa (menos inteligencia reflexiva), se les está por caer la ideología, o sea el consumo. Y el huracán puede traer un tsunami aún más impredecible: El estallido social de los hambrientos en las áreas periféricas más empobrecidas del planeta capitalista.
Y la desocupación, amenaza con romper la cadena de contención de sindicalistas y políticos "funcionales al sistema" y convertirse en una marea de huelgas y de bloqueos de rutas que terminen por paralizar lo único que mantiene en pie al sistema: Los negocios capitalistas. Y si se acaban los negocios, llegará, indefectiblemente la represión militar y policial para restaurarlos.
El sistema sí o sí deberá retomar el control y recobrar la gobernabilidad perdida, al menos que pensemos que esto es el Apocalipsis. Pero no lo es, el sistema capitalista está moribundo, pero aún tiene paño para sobrevivir. Y enfrente no tiene enemigos estratégicos, sino histeria colectiva  y caos en crecimiento. Se vienen nuevos "rescates", más de lo mismo, más negocios  financieros disfrazados con lenguaje de "crisis".
Se vienen nuevas escaladas militares, se vienen nuevos conflictos coyunturales, "peligros terroristas" que nacen y mueren como las mariposas. El sistema capitalista, zombie y decadente sigue andando por falta de enemigos estratégicos. Lo único que lo puede matar es el Apocalipsis: Un estallido nuclear, un tsunami planetario, o los hambrientos saqueando la Reserva Federal y los bancos centrales saturados de plusvalía capitalista
El sistema capitalista, que mató casi todo lo que vivía en el planeta, puede morir de cualquier cosa. Por ahora, hay amenaza de un nuevo  huracán global. ¿Dónde está el piloto?.

(*) Manuel Freytas es periodista, investigador, analista de estructuras del poder, especialista en inteligencia y comunicación estratégica. Es uno de los autores más difundidos y referenciados en la Web.
Ver sus trabajos en Google y en IAR Noticias

Sociedad: Cristo consumista ... Marcelo Colussi ...Vivimos en un mundo donde el consumo nos define. Dime qué consumes y te diré quién eres. Eso es Occidente

Vivimos en un mundo donde el consumo nos define. Dime qué consumes y te diré quién eres. Eso es Occidente
Vivimos en un mundo –así nos cansamos de escucharlo, más aún durante las dictaduras que asolaron nuestros países en estas últimas décadas– “occidental y cristiano”. Occidental, no sólo por la posición geográfica, eso está claro (el planeta no tiene Este y Oeste; eso es un código humano. ¿Quién inventó el Meridiano de Greenwich?). En todo caso, ello intenta significar diferencias de cosmovisiones: hay una línea imaginaria que separa tajantemente dos mundos, dos maneras de ver la vida.
La nuestra, occidental, va de la mano de aquello de “cristiano”. Y se profese o no esta religión monoteísta basada en la figura de un Dios masculino, todopoderoso y a veces bastante sordo a nuestras súplicas, nadie puede escapar a la ideología cristiana dominante. Nos guste o no: ¡somos occidentales y cristianos! Ser, por ejemplo, musulmán o budista en nuestro medio no deja de constituir una excentricidad. Y nos guste o no también, vivimos en un mundo donde el consumo nos define. Dime qué consumes y te diré quién eres. Eso es Occidente.
De esa manera, todo el mundo sabe –aunque no lo practique– que es de buen cristiano poner la otra mejilla así nos hayan pegado en la primera. Es decir: en nuestro mundo cultural cristiano (y occidental), donde el Hijo de dios, dios encarnado, el Mesías o como se le quiera llamar vino a enseñárnoslo hace dos milenios, debemos ser solidarios, humildes y no arrogantes. Eso, al menos, es lo que se ha escuchado siempre. Somos “buenos” en tanto no somos altaneros, soberbios, despectivos del inferior. Recuerdo un refrán que nunca deja de impresionar: “la codicia rompe el saco”. La bondad se une a la solidaridad. No hay que mostrarse ostentoso.
Incluso algunos sacerdotes que conocí personalmente –dos de ellos masacrados en El Salvador en 1989– predican con su ejemplo todo eso. Haber sido asesinados en eses país centroamericano justamente por mantener esos ideales me hizo cuestionar el tema de la solidaridad. ¿Será que el mundo realmente quiere eso? Pero entonces ¿cómo entender estos anuncios publicitarios?
A decir verdad, la única “Solidaridad” exitosa que he visto hasta ahora fue el sindicato que en Polonia, liderado por el luego Premio Nobel de la Paz Lech Walesa y apoyado por el Papa Juan Pablo II, sirvió como instrumento para derrotar al gobierno comunista y restaurar el capitalismo en ese país. Y, a decir verdad también, esa Solidaridad –dicen que financiada por la CIA– no parecía muy comprometida con estos valores de humildad y altruismo. En todo caso –debo confesarlo– me parece más cercana a lo que los carteles de marras transmiten: “¡sea exitoso! ¡Entre al mundo de los mejores! ¡Marque su diferencia!” ¿Consumiendo cosas caras entonces? Pero…. ¿cómo? ¿Y la humildad y toda esa retahíla de pomposas declaraciones que condenan la ostentación?
Y ahí empiezan las contradicciones. Si vivimos en un mundo occidental y ¡cristiano!, ¿qué será lo que significan las propagandas citadas? ¿Cómo es posible esto: no es malo ser arrogante, jactancioso, soberbio, petulante y presumido? Porque, me parece, estas promociones a eso apuntan, ¿no? Si la codicia rompe el saco, ¿por qué ensalzarla?
Definitivamente, creo que la gran mayoría de la población del mundo jamás podrá ingresar en ese 0,000001 % de los que aparecen en las listas de multimillonarios. ¿Estamos condenados a no ser “exitosos” entonces?
Lo más patético es que buena parte del 99,999999 % restante se termina creyendo estas propagandas y pensando que sí podrá algún día.
CALPU

vía:
 http://www.lahaine.org/index.php?p=76474

Sociedad: Las guerras agrarias ya han empezado...Gustavo Duch.

"Es como una partida de poker y cada potencia juega las cartas que tiene. China dinero contante y sonante, Europa acuerdos comerciales y tratados varios, Rusia parece que amenazas de tanques y misiles y EEUU las estrategias de sus sibilinas multinacionales. Las guerras agrarias del siglo XXI ya han empezado."
Permítanme que, con tres informaciones, les exponga un nuevo y poco conocido argumento para explicar (o ayudar a explicar) la desestabilización de Ucrania y los acontecimientos derivados.
La primera sucedió el pasado 2013, cuando al poco tiempo de que Ucrania derogara la ley que prohibía a los extranjeros comprar tierras, apareció China con un talonario en la mano y, a cambio de un préstamo de 3 mil millones de dólares para el desarrollo agrícola, cerró un acuerdo que le permite explotar, durante 50 años, una superficie similar a todo el tamaño de Galicia, 3 millones de hectáreas de tierra agraria. China, igual que otras potencias que saben que no disponen de capacidad agraria suficiente para alimentar a su población, e igual que fondos financieros que saben que la tierra fértil es un bien finito con el que especular con éxito, llevan ya unos 10 años en una una loca carrera para conseguir, de buenas o malas maneras, el control de la tierra agrícola. ¿Iban a pasar desapercibidas las extensiones de la tierra negra ucraniana, quizás la más fértil de toda Europa? Efectivamente, no.
La segunda se gesta cuando quien fuera el presidente de Ucrania, el ahora destituido Viktor Ianukóvitdos, a finales del año pasado decidió rechazar el Tratado de Libre Comercio que la Unión Europea le proponía. Es mucho el interés que también tienen los estados europeos en asegurarse el acceso a los frutos de la tierra ucraniana lo que lleva a pensar, por qué no, que el apoyo al cambio de gobierno pudiera tener el interés de buscar alguien más favorable a estrechar la mano. De hecho, con el nuevo gobierno ucraniano, Europa ya ha aprobado eliminar las trabas arancelarias en la importación de granos de Ucrania y Crimea. Unas rebajas repentinas que, como si fuera un anticipo, supondrán un ahorro de 500 millones de euros anuales a Ucrania.
La tercera es la suma de recopilar las pequeñas grandes operaciones que también en esa geografía y con los mismos intereses están haciendo las empresas agroalimentarias de los EEUU en los últimos meses. Seguir la pista de dos de ellas es revelador de sus apetitos por esta tierra negra del país ‘entre fronteras’. Cargill, la firma cerealista más importante de los EEUU, entre diciembre de 2013 y enero de 2014 ha comprado participaciones en un puerto al este de la base naval de Crimea que es clave para el comercio agrario y también se ha hecho, en una muy destacada operación, con el 5% de la mayor empresa agraria ucraniana, Ukrlandfarming, que dispone de la nada despreciable cifra de 500.000 hectáreas para el cultivo de maíz, trigo o remolacha para la exportación. Y Monsanto, la empresa de semillas más grande del mundo, también está ganando espacio en Ucrania donde ya controla el 40% del mercado de semillas. En su caso, y como tantas otras veces ha hecho, tiene en marcha un proyecto, el llamado “Grain Basket of the Future”, que disfrazado de ‘acciones para mejorar la calidad de vida de los campesinos y campesinas locales’ busca cosechar más dominio si cabe.
Tres cuestiones que se han sucedido en apenas varios meses y que, como han podido observar, tienen un elemento común: la tierra fértil de Ucrania y su agricultura.
Bien sabíamos que Ucrania, con un privilegiado suelo de enorme fertilidad, fue llamado el granero de Europa y Rusia. Hoy lo que está atrayendo tantos intereses es exactamente eso: la codicia por unas fantásticas tierras agrícolas que además parece ser tienen aún mucha más potencialidad productiva que la que se consigue hasta ahora, que ya es, por cierto, muy destacable pues, en estos momentos, Ucrania se sitúa como el tercer exportador mundial en maíz y el sexto en trigo. Es por ello que el conflicto de estas semanas está provocando que el precio de estos granos en las bolsas y mercados internacionales suba significativamente. Actualmente, el precio de trigo es el más alto desde 2012 y el del maíz el más caro desde el pasado mes de septiembre, como bien saben las empresas ganaderas españolas y catalanas que (como muestra de esta imperiosa necesidad de productos agrarios) dependen en un 80% de Ucrania para satisfacer sus necesidades. En cuanto a las previsiones de crecimiento del sector primario en Ucrania, los expertos apuntan también a una expansión del sector ganadero que, a base de carne de pollo y de cerdo, podría añadir junto al cartel de ‘granero de Europa’ el letrero de ‘carnicería de Europa’. Otro fabuloso negocio que nadie quiere perderse.
Es como una partida de poker y cada potencia juega las cartas que tiene. China dinero contante y sonante, Europa acuerdos comerciales y tratados varios, Rusia parece que amenazas de tanques y misiles y EEUU las estrategias de sus sibilinas multinacionales. Las guerras agrarias del siglo XXI ya han empezado.
Gustavo Duch. Revista Soberanía Alimentaria, Biodiversidad y Culturas. 

vía:
 http://www.biodiversidadla.org/Principal/Secciones/Documentos/Las_guerras_agrarias_ya_han_empezado

Sociedad: El frágil balance climático se altera ¿Se aproxima el colapso de la civilización?. Nuevo informe de la ONU..RT.

Un nuevo estudio de la ONU filtrado a la prensa y cuyos enfoques principales coinciden con un reciente informe de la NASA sostiene que si el cambio climático continúa la civilización se enfrentará a consecuencias difíciles de superar.
De acuerdo con un informe de la Organización Meteorológica Mundial, organismo dependiente de Naciones Unidas, y elaborado en Japón por más de 60 reputados expertos en el calentamiento global, el cambio climático le depara a la humanidad riesgos mucho más inmediatos y peligrosos de lo que se creía.
Así lo advierten los autores de este informe cuya versión definitiva aún no ha sido publicada, en un período de entre cuatro y ocho décadas el cambio del clima –cuyos impactos, como las sequías del norte de México o los fuertes huracanes del años pasado, ya se han hecho realidad– podría provocar problemas globales como hambrunas, enfermedades, sequías, inundaciones y guerras por el acceso a los recursos.
"Está claro que no estamos preparados para los eventos que estamos viendo", dice Chris Field, el autor principal del informe del Instituto Carnegie de Ciencias en California, citado por la agencia AP. 


Riesgos globales para la civilización
 
Desigualdad social: Con un enfoque relativamente nuevo los científicos revelan que hay relación entre el aumento de la temperatura y la generalización de la pobreza. Así, sostienen, el crecimiento económico y la reducción de la pobreza se ralentizarán y los ingresos totales del mundo podrían disminuir.
Aumento de la violencia: La falta de recursos naturales como el agua potable será un factor desestabilizador en las próximas décadas y, aunque no llevará a guerras abiertas, agudizará los conflictos ya existentes.
Incremento de las enfermedades: Las seguías, la falta de alimentos, la pobreza y otros problemas potenciales debidos al aumento de la temperatura y el cambio climático podrían acelerar el desarrollo y la propagación de enfermedades crónicas e infecciones, lo que, junto con otros factores, daría un matiz apocalíptico a la civilización moderna.
Hambre: Para el año 2050 los precios mundiales aumentarían entre un 3% y 84% debido a los cambios de temperatura y los patrones de lluvia, algo que sumado al posible empobrecimiento de significativa parte de la población provocaría hambrunas en diversas regiones del mundo. Cabe señalar que, solo durante la próxima década, la producción mundial de cereales se reduciría en un 2%, mientras que la demanda crecerá.
Menos agua potable disponible: Por cada grado centígrado suplementario, el mundo tendrá menos agua disponible. Además, la actual contaminación del agua podría reducir, para el 2080, aún más el acceso al agua potable para la población. Se estima que un 7% de la población mundial no tendrá acceso a este recurso vital.
No obstante, consuelan los investigadores, aún hay tiempo para tomar medidas y evitar la catástrofe, aunque, –advierten– si el frágil balance climático se altera, estos problemas latentes podrían acentuarse drásticamente.
Cabe señalar que estas conclusiones coinciden con los resultados del informe sobre el colapso irreversible de la civilización industrial elaborado por el Goddard Space Flight Center de la NASA. De acuerdo con sus autores, el cambio climático está estrechamente relacionado con el desarrollo insostenible, por lo que la civilización industrial global podría derrumbarse en los próximos decenios debido a la explotación irresponsable de los recursos y la distribución cada vez más desigual de la riqueza.Ecoportal.net
RT
http://actualidad.rt.com


vía:
  http://www.ecoportal.net/Eco-Noticias/El_fragil_balance_climatico_se_altera_Se_aproxima_el_colapso_de_la_civilizacion_._Nuevo_informe_de_la_ONU

Colombia: Descuartizar está de moda....Paramilitares, megaproyectos y masacres en Buenaventura...Contagio Radio





http://justiciaypazcolombia.com


Buenaventura es el puerto más importante de Colombia, epicentro de la implementación de obras de infraestructura y megaproyectos para los tratados comerciales, entre ellos la Alianza Pacífico. En este contexto las comunidades negras están siendo perseguidas con despojo, desplazamiento, desapariciones y la expresión más barbara del terror: el descuartizamiento. Las víctimas son desmembradas en las llamadas casa de Pique en los 12 barrios de Bajamar controlados permanentemente por paramilitares de manera descarada en uno de los municipios con mayor presencia militar y policial en Colombia.
Durante la realización de este video, el presidente Santos ordenó militarizar Buenaventura. En una de sus acciones los regulares mataron a un perrito querido por la comunidad negra en el barrio Lleras. Los militares tomaron la vainilla del arma de fuego y huyeron del lugar. Para los afrodescendientes el mensaje es claro: callar para vivir. Al tiempo que se incremento la presencia militar, los paramilitares fortalecieron su presencia con la toma de casas de los barrios de Bajamar.
Fuente: http://justiciaypazcolombia.com/Descuartizar-esta-de-moda

vía:
 http://www.rebelion.org/noticia.php?id=182605&titular=descuartizar-est%E1-de-moda-

Panamá: Pedro González sigue tomada por la fuerza aeronaval...Por Equipo Otramérica




Por Equipo Otramérica

información en desarrollo
Actualización del 29 de marzo:
El viernes fue reforzada la presencia policial con 3 nuevas "pirañas" (lanchas artilladas) cargadas de nuevos efectivos. Fuentes de la comunidad nos confirman que 3 de los detenidos fueron condenados en juicio rápido a 3 meses de prisión que pudieron conmutar pornuna multa. Al cuarto detenido, el juez no le imputó delito alguno.
La empresa Zoniro está utilizando ahora a la organización Fundación Tierra para Todos para que medie con los habitantes, al igual que ha utilizado desde 2009 a diferentes organizaciones bajo el esquema de la autodenominada Responsabilidad Social Corporativa. Los servicios de "mediación" de Tierra para Todos son pagados por Zoniro.
Los habitantes, ante la fuerte presencia policial no están pudiendo acudir a sus fincas de labor.
-----
La historia de la Isla de Pedro González no es una excepción, pero sí es representativa. Este martes 25 de marzo, unos 20 pobladores fueron a a finca de Sebastián, un vecino, arrasada por la empresa Zoniro (la que desarrolla Pearl Island y propiedad de la familia Eleta). Al exigir explicaciones a los hombres de la empresa, se encontraron con el rechazo y un bando del alcalde amenazando a todo aquel que moleste a la empresa. La respuesta de Zoniro fue llamar a 60 efectivos de la base aeronaval más cercana (las bases militarizadas instaladas con ‘ayuda’ de Washington) que llegaron en 5 lanchas artilladas. Trabajadores de una subcontrata originarios de Pedro González se solidarizaron con sus vecinos y la tensión fue creciendo hasta que las fuerzas de seguridad dispararon perdigones de plomo a tres personas, entre ellas una mujer, y se los llevaron detenidos, junto a Sebastián. Una quinta persona ha sido herida en la espalda con los perdigones. Los agentes también tiraron al mar el teléfono celular con el que una joven de la comunidad había filmado el momento de los disparos.
Este miércoles 26 de marzo el núcleo urbano de Pedro González, según testimonios de habitantes a Otramérica, ha amanecido “acordonado por fuerzas aeronavales que no dejan salir a nadie del casco urbano hacia las fincas”. En la noche del 26 de marzo, las personas detenidas fueron liberadas y regresaron a la comunidad. Hoy 27 de marzo, las fuerzas aeronavales siguen presentes.
Lo que pedía la gente a la empresa Zoniro era que sus hombres no volvieran a entrar de esa manera a una finca ni que echaran a perder el trabajo agrícola realizado sobre dicha tierra. La empresa Zoniro comenzó un duro conflicto con la comunidad en 2009 cuando, arguyendo un viejo título de propiedad, se quedó con el 100% de la isla. De este modo, y con la complicidad de las autoridades locales y de las agencias del gobierno responsables del territorio y del ambiente (Anati y Anam), se desconoció la historia de los asentamientos de afropanameños. La empresa contempla dejar a los 300 habitantes de la isla en el casco urbano, pero no reconoce sus derechos posesorios sobre las fincas agrícolas. Es decir, son útiles como empleados y como decorado, pero no pueden mantener sus formas tradicionales de vida ni su autonomía económica.
Las detenciones de este martes no son las primeras. Ya se dio la detención de 6 moradores de la isla en enero de 2013 por trabajar sus tierras.

Proyecto de lujo 'colonial'
Zoniro, después de diversos choques y con la protección de las fuerzas aeronavales (en teoría dedicadas a la lucha contra el narco), tomó posesión de la isla con sus habitantes, como en la Colonia. Otramérica pudo conocer esta realidad en diciembre de 2009 y en aquella época constatábamos la incoherencia de una empresa que decía ser la propietaria de toda la isla pero que pretendía pagar ínfimas cantidades por la compra de los terrenos de los habitantes. El proyecto de Pearl Island contempla la construcción una urbanización de lujo con “exclusivas” casas, 3 hoteles, pista de aterrizaje, marina para 250 yates y otras facilidades en esta isla de mil 400 hectáreas. “Resulta que estas gentes no son pobres.  Tienen buena pesca en verano y en invierno cultivan y tienen tiempo para charlar, caminar o mirar el imponente mar cuándo y cómo quieran (eso es lujo y no una casa de millón de dólares). No hay desnutrición ni carencias graves (excepto que no hay energía eléctrica las 24 horas y que el agua potable llega a una pluma comunitaria)”, escribía el periodista Paco Gómez Nadal en un artículo publicado en La Prensa de Panamá.
La organización Almanaque Azul hizo un trabajo intenso para promover el turismo comunitario frente al modelo de enclave de lujo de Zoniro y promover alternativas sostenibles y controladas por los moradores. También documentó la realidad del lugar: “Las abuelas y los abuelos de los gonzaleños vinieron de muy lejos. Fueron sacados a la fuerza de algún lugar de África subsahariana, y traídos a este continente para esclavizarlos en los megaproyectos e inversiones de los europeos en los tiempos de la conquista. En Las Perlas habían muchas perlas, y aquellas personas vinieron para trabajar en las compañías de extracción que finalmente lograron sacar las perlas hasta acabarlas. La gente se quedó. Ahí formaron familias, nacieron niños y niñas y aprendieron a vivir de la naturaleza. Aprendieron a cultivar la tierra e hicieron parcelas en el bosque. Descubrieron la iguana y los otros animalillos que andaban entre los arbustos o trepados en los árboles. Hicieron botes y se lanzaron a pescar. La gente de la isla vivía una vida sencilla y feliz en su tierra”.

vía:
 http://otramerica.com/radar/panama-isla-pedro-gonzalez-violencia-policial/3168

Argentina: Los cien asesinos de David...Por Silvana Melo



(APe).- David salió ese día, en una tibia mañana del barrio Ludueña. No podía imaginarse que la vida le estaba deshilando el final. David salió -dice Joaquín, que lo conocía del barrio a él y a tantos davides todavía vivos y anónimos-, “a chorear porque quería cosas: droga, zapatillas piolas, qué se yo, cosas”. Necesitaba cosas propias porque el sistema taladra las cabezas y asegura que sólo se logra identidad a través del consumo. Que sólo se es a través de la propiedad. De zapatillas, de celular o de lo que fuere.
Por eso “salió a dar miedo”, define Joaquín. “Salió y robó porque seguro sus amigos del barrio también lo hacen, porque la escuela que dejó no pudo ayudarlo a entender otra manera de vivir, porque ninguna organización barrial llegó a dar con él, porque de pibe vendía pañuelitos y se rompió los huevos de que lo echen de los bares, no sé, algún motivo permite en este universo que una persona desde que es un guachín pueda pensar que robar está bien”.
La chica tiene apenas tres años más que él. David, al paso rasante con la moto, le arrebató la cartera. Ella gritó a garganta partida. El bebé que llevaba en brazos lloró. Y el primer auto que pasaba se cruzó ante la moto. David cayó al pavimento.
Primero fueron dos, después cinco, a los pocos minutos veinte y se turnaban para pegarle, para patearle la cabeza, para tirarle trompadas en el estómago. Fueron cincuenta, ochenta, quién sabe. Gente de bien, buenos vecinos, solidarios entre sí. Gente preocupada por la inseguridad, llena de rejas, perros, alarmas, cámaras y muros con botellas rotas o alambres de seguridad o cercas eléctricas (“excelente sistema de seguridad perimetral que integra la detección y castigo con la estética”, sic de la publicidad empresarial). Gente muerta de miedo. Que en patotas o en hordas -se quitan la racionalidad y la moral cristiana y la dejan dobladita en sus cajas de seguridad- le corajean a cualquier delincuente de alta peligrosidad como David, en el suelo, sin armas, tomándose la cabeza con las manos para que no le rompieran el cráneo hasta que no pudo más y se le abrieron las manos y los dedos y la cabeza en varias partes y todos seguían quitándose el odio y el estrés como si David fuera un puching ball, un pedazo de cuero que va y viene para aquí y para allá, donde descargar el peso de esta vida dura, donde sentir que se alivia cuando se quiebra un hueso o la marioneta del piso se vuelve una bolsa de papas que se desacomoda porque ya no es alguien sino un muñeco de trapo con la cabeza partida.
Gente muerta de miedo. Que participa de la falsa discusión del nuevo Código Penal. Como si una ley o dos o mil, por sí mismas, fueran a evitar que les arrebataran los bienes o que los muertos que mató el sistema se les vinieran encima más vivos que nunca, desde los fondos del arrabal, a exigir aquello que les pertenece. Y que les vienen robando desde los pasillos de la historia los funcionarios, los banqueros, los empresarios, los punteros, la policía, la gendarmería, los ministros de economía, los evasores de impuestos, los supermercados que remarcan, los sicarios del agronegocio, los pastores de la soja, los dioses del oro, la caliza, el cianuro y el agua envenenada. Aunque ninguno de ellos, los excedentes de la tierra, tiene perros para echarles encima ni muros electrificados para que flameen como banderas piratas antes de morir ni culos de botella clavados en las paredes para que se corten las manos. Ni juntan cien para tirarlos al piso y molerlos a palos y pulverizarles los riñones y dejarles la cabeza partida en dos.
Como a David. Que tardó tres días en morirse en el Hospital donde lo llevaron cuando alguien pudo rescatar la hilacha enrojecida en que lo habían convertido. Como si mil años no hubieran pasado en el mundo. Como si la justicia se redujera a la determinación primitiva de la venganza. El reo sin defensa exhibido en la picota, en el mejor de los casos. O su cabeza partida, como la de David, en el peor. Ante la multitud que aplaudía la venganza social hecha espectáculo público. En la plaza central o en la calle donde los transeúntes ciudadanos buenos vecinos asesinan a un chico de 18 años y lo exhiben estragado en el pavimento. Como si los rudimentos del Estado se hubieran diluido en las alcantarillas de la tele, que festeja un desecho menos, que arenga y multiplica; de las cárceles que destruyen, humillan, reproducen la violencia, se vuelven cómplices, dejan fugar y el delito es un negocio compartido. Y el Estado entonces deja que el monopolio de la fuerza pública que el pacto social depositó en sus instituciones desagüe un poquito para que la buena vecindad se alivie de tanta carga y deje salir el monstruo desaforado de la mano propia.
Y a David lo mataron. Era un ladrón. Un pibe que choreaba. Que salió “a dar miedo”, como dijo Joaquín, del barrio Ludueña. Al que seguramente no le dejaron alternativa. Lo cesantearon de la buena vida. Y lo depositaron del otro lado de la pared. Que tiene botellas rotas y alambre de seguridad y cerca eléctrica.
A él lo mataron 50 u 80 o 100 asesinos. Que fueron todos pero no fue nadie. Todos pusieron una trompada o el pie en la cabeza o en los riñones. Vaya a saber qué pie lo mató. Qué golpe le hizo asomar el cerebro por la cabeza partida. Qué suela le pisoteó el entendimiento para que la vida se le escurriera entre los dedos de uñas comidas que ya no podían retenerla. Fueron todos y no fue nadie. La vieja leyenda de Fuenteovejuna. La venganza primitiva. El reo arrojado al pueblo para que proceda. Solo, desarmado, tan chico, ni siquiera bien comido, seguramente. Solo. Desesperadamente solo debajo del odio.
El fiscal de Homicidios Florentino Malaponte todavía no encuentra a nadie a quien imputar en el crimen del barrio Azcuénaga. Y la policía evitó que lincharan a otro en el Barrio Echesortu también de Rosario.
No fue justicia por mano propia. Ni ajena. Fue un crimen atroz. Su impunidad –inexorable- será casi casi una legitimación.
La condena a muerte a la que fue sometido no resultó sumarísima porque David sobrevivió tres días. Y su familia decidió donar sus órganos.
La vida es, a veces, una llamita sutil que resiste, terca, a la peor tempestad.


vía:
 http://www.pelotadetrapo.org.ar/los-cien-asesinos-de-david.html

Venezuela: Derechos Humanos en Venezuela: una mirada alternativa...Por vvaa

El 26 de febrero, un grupo de activistas en Venezuela alertaron sobre la instrumentalización del discurso de derechos humanos en la difícil situación que vive el país. Ahora, hacen público un comunicado muy detallado en el que analizan los hechos acontecidos y la realidad de los mismos.
Por vvaa
Como militantes de izquierda y activistas de derechos humanos, los abajo firmantes ofrecemos un nuevo balance sobre los hechos ocurridos en el país en días recientes. Reiteramos la alerta sobre la persistente distorsión del tema de los derechos humanos, evidenciada a través de la campaña de desinformación que mantienen numerosos medios nacionales e internacionales sobre la situación de Venezuela.

Continúa la instrumentalización de los derechos humanos
Durante febrero y marzo, las grandes corporaciones mediáticas han amplificado la matriz de información según la cual el gobierno venezolano ha respondido con brutal represión [1] a las legítimas exigencias del sector estudiantil. Esta misma matriz deriva como consecuencia la violación sistemática y generalizada de los derechos humanos de manifestantes pacíficos [2]. En efecto, hay casos que apuntan hacia la responsabilidad de funcionarios del Estado. Sin embargo, el análisis de los hechos nos permite reiterar que se está produciendo una distorsión interesada del tema de los derechos humanos en esta coyuntura.
Algunas ONGs que defienden a los estudiantes han difundido gruesas cifras de maltratados, torturados y detenidos, pero el número de casos presentado luego ante la Fiscalía (e incluso elevados ante instancias internacionales) fue inferior al denunciado públicamente. En recientes declaraciones, el Relator Especial de la ONU contra la tortura, Juan Méndez, ante los casos que han sido llevados a esa instancia, señaló: "Los casos que yo calificaría de torturas son dos o tres, pero eso no quiere decir que no haya más. Los que trajeron a mi conocimiento son dos o tres"[3]. Buena parte de estas denuncias hechas a través de medios de comunicación o redes sociales, han sido respaldadas por imágenes que no corresponden a la realidad venezolana[4]. Otras han sido desmentidas públicamente por testigos[5]. En lo que respecta al derecho a la vida, el número de víctimas atribuibles a los cuerpos de seguridad es significativamente menor al que refleja un lamentable saldo de violencia política entre civiles. A estos elementos se suma la deliberada omisión sobre el carácter violento de muchas de las protestas. El conjunto permite construir la percepción, sobre todo a escala internacional, de una grave crisis de derechos humanos en Venezuela.
  
El saldo de las protestas
Luego de cinco semanas de protestas, el saldo oficial es de 461 heridos y mil 854 detenidos. Entre éstos, 121 permanecen privados de libertad[6]. A la mayoría de los detenidos les impusieron medidas cautelares y el resto goza de libertad plena. 33 personas han perdido la vida.
Todas las víctimas son igualmente dolorosas para el país, y el análisis de las circunstancias en que se produjeron debe alertarnos sobre el peligro de permitir que se imponga una agenda de violencia política de carácter inédito para los venezolanos: del total de víctimas, 17 fallecieron en guarimbas[7], 15 murieron en el marco de manifestaciones en la calle y uno fue tiroteado a la salida de una reunión estudiantil. 27 de las víctimas eran civiles (entre ellas, un fiscal del Ministerio Público y un trabajador de mantenimiento de la Alcaldía de Caracas); las seis restantes eran funcionarios de cuerpos de seguridad. Del saldo general, 21 personas han muerto por disparos de armas de fuego. 28 muertes son consecuencia de hechos de violencia política; cuatro son violaciones del derechos a la vida y una corresponde a un hecho accidental[8].
Tres muertes son atribuidas al uso indiscriminado y desproporcionado de la fuerza por parte de funcionarios de seguridad en el control de los disturbios ocurridos al finalizar varias marchas convocadas por la oposición. Estas denuncias involucran a funcionarios del Servicio Bolivariano de Inteligencia (SEBIN) y de la GNB. Otra víctima falleció a consecuencia de golpes recibidos durante una manifestación vecinal reprimida por la GNB. En el marco de las manifestación ocurrieron también 10 muertes, a causa de disparos de armas de fuego presuntamente accionadas por civiles, en diferentes hechos: 5 víctimas participaban en acciones de protesta convocadas por la oposición; 3 eran funcionarios de la GNB heridos en el marco del control de protestas violentas; las otras dos víctimas eran: un dirigente obrero que regresaba de una marcha a favor de la paz convocada por el gobierno en el Estado Bolívar y a un dirigente estudiantil chavista que venía promoviendo en su centro de estudios la desmovilización de los violentos y el reinicio de las actividades educativas. Un adolescente fue atropellado por un civil que intentó pasar por la fuerza un cierre de calle.
Entre los fallecidos en guarimbas, se cuentan 7 conductores u ocupantes de vehículos que no pudieron esquivar los obstáculos colocados en las vías; 8 personas que recibieron heridas de armas de fuego; un manifestante de oposición fue apuñaleado y otro joven se precipitó accidentalmente de un edificio. 7 de los fallecidos en guarimbas eran motorizados[9]. 3 civiles y 3 funcionarios de la GNB murieron a consecuencia de disparos recibidos desde edificios mientras intentaban levantar las guarimbas para despejar las vías.
Dos dirigentes estudiantiles, Angelo Vargas y Daniel Tinoco (chavista y opositor, respectivamente) fallecieron el mismo día, bajo patrones de ocurrencia similares. A Vargas le dispararon desde un vehículo en marcha, a la salida de una reunión en la que se debatía el reinicio de clases, en el estado Bolívar. A Tinoco le habrían disparado también desde vehículos en marcha, durante una vigilia organizada por estudiantes de la oposición, en Táchira. Ambas muertes podrían constituir un alerta sobre posibles patrones de violencia política selectiva.

El carácter de las protestas
Diversas motivaciones han sido atribuidas a las protestas: la escasez de ciertos alimentos, la inseguridad personal, el alto costo de la vida y otras que constituyen legítimas razones para manifestar descontento y exigir soluciones. Con el curso de los días los mismos manifestantes –y varios líderes de oposición[10], reconocieron que el fin último era forzar la salida del Presidente Constitucional, sin acudir a los mecanismos constitucionales para ello previstos[11].
De la crónica expuesta arriba se desprende que muchas de las manifestaciones que se han producido en Venezuela en las últimas semanas,  han sido pacíficas. Hacemos énfasis en recalcar que si bien ha habido concentraciones y marchas con tal carácter, hay evidencias de uso de armas de fuego por parte de manifestantes en varios de estos sucesos[12]. En recientes declaraciones, el presidente de la República informó sobre la incautación de 25 armas de guerra, bombas molotov, niples, ballestas, objetos contundentes y explosivos tipo C-4 que fueron entregados al Ministerio Público[13]. La Fiscal General de la República, Luisa Ortega Díaz, señaló que 21 de los funcionarios heridos en el control de manifestaciones recibieron impactos de bala[14].
Sobre todo, no puede hablarse de guarimbas pacíficas, vista su comprobada peligrosidad. Las guarimbas han afectado vías principales y secundarias en urbanizaciones de sectores de ingresos medios y altos, en 8 de los 335 municipios del país, todos ellos gobernados por alcaldes de oposición[15]. Cables, alambres de púas, árboles talados, piedras de grandes dimensiones, aceite derramado en el asfalto se mezclan con muebles en desuso, cauchos y basura a la que se prende fuego. Las tapas de las alcantarillas públicas son levantadas, dejando los huecos en los que murieron al menos dos motorizados. Mensajes intercambiados en las redes sociales y testimonios en medios masivos revelan que quienes optan por esta modalidad de protesta lo hacen bajo la percepción de estar en una suerte de estado de guerra[16]. Desde el inicio de las protestas, no se ha tenido conocimiento de pronunciamientos de condena de las muertes ocurridas en guarimbas por parte de las autoridades locales de estos municipios, ni por voceros de oposición o líderes estudiantiles, salvo en el caso de Valencia, una de las ciudades con mayor nivel de confrontación en esta coyuntura. El 17.03.14, el alcalde de la ciudad de Valencia, Miguel Cocchiola de tendencia opositora, rechazó los actos vandálicos y, sin referirse a responsabilidades concretas en torno a las víctimas, señaló: “No creo que el camino sea la violencia. La gente debe entender que no hay otra forma de que el país progrese que no sea el diálogo. La guarimba no ha dado resultados, lo que ha hecho es enfrentar vecinos con vecinos. Hay lugares donde no hay gas, las ambulancias no pueden entrar. Eso no se puede permitir”[17]. Luego de estas declaraciones, Cocchiola fue expulsado de su partido, Voluntad Popular.
La actitud omisiva de las autoridades locales en los municipios en los que se producen guarimbas es contraria al ejercicio de sus funciones y puede interpretarse como connivencia con tácticas de protesta violenta de carácter inconstitucional. Si bien sus competencias en materia de orden público son limitadas, y pese a que estas guarimbas son convocadas a través de redes sociales, ningún alcalde tomó previsiones como aumentar la vigilancia en lugares específicos. Muy por el contrario, las autoridades municipales dejaron de cumplir sus funciones de recolección de basura y mantenimiento de espacios públicos; los escombros y los desechos permanecieron por días en plena vía, impidiendo el tráfico y generando, de paso, un problema adicional de salud público. Tal situación provocó la interposición de una demanda de protección de derechos colectivos por parte de un ciudadano de estas jurisdicciones que fue admitida por el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) el cual ordenó a los alcaldes “….cumplir con su labor de ordenación del tránsito de vehículos a fin de garantizar un adecuado y seguro desplazamiento por las vías públicas de sus municipios”[18]. En días posteriores, el mismo TSJ amplió la prohibición de permitir guarimbas a cuatro municipios del país[19]. Por añadidura, las guarimbas derivaron en pérdida de clases en varios centros educativos, con el consecuente impacto negativo sobre el derecho a la educación de niños, niñas y jóvenes. También se afectó el tránsito de enfermos que requerían atención médica en algunas zonas. Estas formas de protesta violenta han adquirido especial gravedad en el estado fronterizo de Táchira.
Por otra parte, señalamos con suma preocupación lo que parece ser la puesta en práctica de formas de violencia poco conocidas en el país tales como el uso de francotiradores, "paros armados", sabotajes y asesinatos selectivos, e incluso el marcaje de casas de chavistas en zona del interior del país; y alertamos sobre la posibilidad de que se conviertan en formas residuales de resistencia al gobierno y las instituciones del Estado.
El ejercicio a la manifestación pacífica[20] está plenamente vigente en Venezuela como lo demuestran varias de las manifestaciones realizadas por sectores de la oposición, la más reciente de ellas el domingo pasado. Sin embargo, frente al carácter violento de las guarimbas, el Estado está en la obligación de activar sus mecanismos para el control del orden público y la protección de las personas, con apego a la legalidad y pleno respeto a los derechos humanos.
En los últimos días, la situación de protestas violentas ha disminuido progresivamente. El 17 de marzo, el Gobierno Nacional emprendió acciones de control del orden público para restringir las acciones de protesta violenta que se volvieron cotidianas en la Plaza Altamira, centro de las protestas más fuertes en la ciudad de Caracas. En coordinación con las autoridades municipales se establecieron mecanismos de seguridad extraordinarios para asegurar la paz de la zona. Desde entonces, un grupo de manifestantes permanece en la Plaza, de manera pacífica.

La actuación del aparato de justicia
El Ministerio Público ha informado sobre el estatus de los diversos casos señalados anteriormente. Días después de su comparecencia ante el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Ginebra[21], señaló que: “…el Ministerio Público investiga 59 casos de presuntas violaciones a los Derechos Humanos y 17 funcionarios de distintos cuerpos de seguridad están privados de libertad”[22], a consecuencia de los hechos de violencia ocurridos los últimos días. Al respecto, señalamos dos aspectos que obstaculizan la administración de justicia: Muchas de las denuncias, especialmente las relacionadas con la libertad personal y la integridad física, se hacen a través de los medios de comunicación y las redes sociales, sin aportar pruebas ante los órganos competentes. En otros casos, los testimonios de las víctimas se contradicen con los resultados del peritaje técnico posterior[23].
Según las informaciones emitidas por la Fiscal, los funcionarios del Sebin responsables de la muerte de dos personas el 12 de febrero pasado se encuentran detenidos y están siendo procesados. Igual ocurre con los GNB involucrados en el caso de José Alejandro Márquez y en los maltratos sufridos por una artesana Marvinia Jiménez, en la ciudad de Valencia. En el caso de las muertes ocurridas en el marco de guarimbas o a causa de civiles armados, las investigaciones se encuentran en curso y en algunos casos ya hay personas detenidas.
Cabe destacar que los días 6 y 7 de marzo, la Fiscal General de la República se reunió con dos de las organizaciones no gubernamentales que han denunciado torturas y malos tratos. Una de ellas no formalizó ningún caso y la segunda entregó documentación sobre 40 casos, varios de los cuales ya estaban siendo investigados por el Ministerio Público[24]. Igualmente, se han sostenido reuniones con la Defensoría del Pueblo.
No estamos frente a una política sistemática de violación a los derechos humanos
Insistimos en que las violaciones de derechos humanos, expresadas en los casos de vulneración al derecho a la vida y en denuncias sobre malos tratos y torturas, deben ser condenadas  y deben ser investigadas hasta sus últimas consecuencias. Según información oficial, todos los casos de violaciones del derecho a la vida, atribuibles a funcionarios públicos, están siendo procesados por los órganos de justicia correspondientes. La Fiscal General de la República ha manifestado que "Si algún funcionario, sin importar rango, comete un delito de tortura, tratos crueles e inhumanos, nosotros lo vamos a castigar"[25]. Igualmente ha asegurado que “El Ministerio Público no va a permitir ninguna detención arbitraria”. Por su parte, el Presidente Maduro también ha reconocido la participación de efectivos de seguridad que han incumplido su papel de resguardar los derechos humanos de la población y ha manifestado su voluntad de que estas situaciones sean investigadas y castigadas.
Más allá de las declaraciones oficiales, tanto el análisis de la casuística de las protestas de las últimas semanas como la evidencia de las medidas adoptadas por los distintos poderes del Estado para atajar la protesta violenta y para enfrentar los casos de abusos de cuerpos de seguridad,  indican una clara voluntad política y descartan la tesis de una política sistemática y generalizada de violaciones a derechos humanos. Entre estas medidas, cabe destacar la efectiva activación de los mecanismos de administración de justicia, el diálogo con organizaciones no gubernamentales de derechos humanos y la puesta en marcha de medidas legislativas y ejecutivas para preservar los derechos humanos de la población en el control del orden público.
Los principios de uso progresivo y proporcionado de la fuerza deben ser los que orientan la acción de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), tal y como lo establece la propia Constitución. Coyunturas como esta revelan también la necesidad de que el Estado venezolano insista y profundice los esfuerzos que ha venido adelantando para reformar en profundidad los cuerpos de seguridad del Estado y ajustar su actuación al pleno respeto de los derechos humanos. Si bien se han alcanzado importantes logros en ese sentido, resulta imperativo que el gobierno asegure la continuidad y la debida urgencia en la aplicación de esta agenda fundamental.
La superación de la conflictividad
La capacidad de la sociedad venezolana para resolver sus diferencias y superar la crisis en esta coyuntura ha quedado demostrada, tal como fue reconocido por las resoluciones de organismos como la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Unión de Naciones del Sur (Unasur). En este contexto, consideramos que las invocaciones a una intervención extranjera  que se encuentran presentes en el discurso de un sector de la oposición y que han sido enunciadas por algunos actores internacionales, son inaceptables y no contribuyen a la desactivar el conflicto dentro de los parámetros de la Constitución.
De otra parte, un requisito necesario para avanzar en una solución dialogada del conflicto planteado por los sectores que promueven la protesta violenta es el reconocimiento mutuo entre las fuerzas políticas que ejercen el gobierno y las que se encuentran en la oposición. El recurso a la protesta violenta y la manipulación mediática no construyen soluciones a los problemas legítimos invocados por el liderazgo opositor, pues lo que se requiere para enfrentarlos es el desarrollo y aplicación de políticas consensuadas a través de los canales institucionales que ofrece la Constitución. El recurso a éstas tácticas como estrategia para forzar la renuncia de un gobierno legítimamente electo, exigencia que caracteriza las convocatorias y consignas de los sectores manifestantes, significa colocarse al margen de la propia Constitución y del derecho internacional - que en ningún momento convalida el recurso a la violencia como una vía legítima para lograr objetivos políticos. A ello se suma la negativa del liderazgo de la oposición y de las protestas a incorporarse al diálogo y la falta de condena de los dirigentes de la oposición a estas formas de protesta
El diálogo nacional abierto y transparente es la única forma legítima y cónsona con el marco de respeto a los derechos humanos, de frenar la escalada de violencia que de continuar en la tónica que evidencia el discurso opositor puede terminar adquiriendo dimensiones irreversibles. Las iniciativas emprendidas en tal sentido por el Gobierno Nacional y la reciente convocatoria a una Conferencia Nacional por la Paz y por la Vida, deben ser la plataforma que haga posible este diálogo. Por eso, señalamos con preocupación la negativa de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) a participar, pese a la asistencia de diversos sectores de la vida nacional tales como empresarios, iglesias, dirigentes de partidos políticos, estudiantes, movimientos sociales y culturales, autoridades de gobiernos nacionales y regionales y representantes de los poderes públicos. Hasta ahora, la Conferencia ha avanzado en la producción de un conjunto de propuestas para atender temas urgentes en la agenda nacional, que han sido esgrimidos como bandera en las protestas.
Nuestras exigencias
En nuestra condición de activistas de derechos humanos y frente a la coyuntura antes descrita nos manifestamos en los siguientes términos:
Repudiamos la persistencia de prácticas que constituyen violaciones a los derechos humanos y exigimos con firmeza su investigación exhaustiva, el castigo a los responsables y, sobre todo, la erradicación de las condiciones que las propician. La actuación de los cuerpos de seguridad debe mantener un estricto apego a los estándares que garantizan el respeto a los derechos humanos
Nos solidarizamos con las víctimas y con sus familiares, a quienes instamos a acudir ante los órganos de administración de justicia correspondientes.
Exhortamos a las autoridades nacionales a impulsar medidas que fortalezcan en el corto plazo el proceso de reforma policial y la consolidación del nuevo modelo policial, que debe extenderse hacia cuerpos de seguridad tales como el SEBIN, la GNB y el CICPC.
Condenamos rotundamente la protesta violenta ejercida por sectores minoritarios de la población y alertamos sobre la posible aparición de nuevos patrones de violencia caracterizados por muertes selectivas con armas de fuego.
Rechazamos que se sigan instrumentalizando los derechos humanos con fines distintos a su plena protección y respeto, tal como se ha producido en esta coyuntura.
Solicitamos a los medios internacionales y nacionales de comunicación, así como a las diferentes organizaciones de derechos humanos, que realicen un seguimiento ponderado, equilibrado y contrastado de la situación que atraviesa Venezuela y, en su caso, que se abstengan de manipular los hechos con el fin de contribuir a la defensa de las posiciones de quienes alientan la protesta violenta para avanzar fines anticonstitucionales y contrarios a los principios democráticos.
Exhortamos a la dirigencia opositora a condenar firmemente la violencia y a hacerse eco de la solicitud de Amnistía Internacional que los insta “… a hacer un llamado a sus seguidores a no cometer actos de violencia, incluyendo ataques contra personas por sus preferencias políticas”. Igualmente los convocamos a incorporarse activa y propositivamente a las iniciativas de diálogo convocadas por el Gobierno Nacional.
Exhortamos a toda la ciudadanía con independencia de sus simpatías políticas a abstenerse de acudir a vías violentas para expresar su propio descontento.
Exhortamos a todos los actores y fuerzas políticas del país a respetar las vías constitucionales y los plazos establecidos en la CRBV, para dirimir sus diferencias.
Caracas, 21 de marzo de 2014
Firman:
1.       Keymer Ávila, C.I. 14.128.739. Abogado, Investigador y Profesor Universitario. Línea de investigación: Sistemas Penales y DDHH
2.       Ana Barrios, C.I. 5.451.122, Miembra del equipo coordinador de (Provea 1990-1995). Integrante de Amnistía Internacional Venezuela (2004-2009). Miembra asociada de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2000-actual).
3.       María Isabel Bertone, C.I. 10.046.200, educadora en derechos humanos. Equipo Coordinador Provea 1996-2005)
4.       Marieva Caguaripano, C.I. 10.378016. Comunicadora. Coordinadora del área de Comunicación e Información, Miembro del Equipo Coordinador, Provea (1990, 1995). Productora de campañas de prevención y concientización sobre embarazo adolescente y violencia doméstica (2010 -­­ 2012).
5.       Alba Carosio. C.I. 11858059, militante feminista por los DDHH desde 1975, profesora e investigadora de la Universidad Central de Venezuela
6.       Cristóbal Cornieles Perret Gentil. C.I. 10.817.524. Abogado. Miembro de la Asamblea de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2006 -­­); Miembro Consultivo de CECODAP (1999-2007); Integrante del equipo de defensa jurídica de ACCSI (1999 -­­2000); Integrante del Colectivo de Atención Integral a los Trabajadores (Aportes, 1995-­­ 1998) e Integrante de Provea (1994-­­ 1995).
7.       Luis Díaz, C.I. 11.488.047. Investigador. Centro para la Paz y los Derechos Humanos. Universidad Central de Venezuela. 1996 – 2009
8.             Michael Adolfo Díaz Mendoza, C.I. 17.066.609. Abogado y activista de DDHH. Colaborador del Centro de Apoyo  Comunidad Universidad CEAjUC (2000-2008), miembro del Colectivo de Educación e Investigación para el Desarrollo Social CEIDES (2008-2010).
9.       Isamar Escalona, C.I. 7.981.055. Responsable de Grupos y Redes. Área de Educación Provea (2000-2006).
10.          Pedro Pablo Fanega, C.I. 6.241.410. Miembro del Centro de Organización Comunitaria y Derechos Humanos  del Estado Vargas, Codehva (2004-2007). Miembro de la Comisión Nacional para la  Reforma Policial (2006-2007).
11.       Julio Fermín Salazar, C.I. 5.579.890. Miembro del Equipo de Formación, Información y Publicaciones (EFIP) 1980 a la fecha, miembro de la Agencia Latinoamericana de Información (ALAI) 1982-a la fecha
12.   Pablo Fernández Blanco, C.I. 23.527.749, Integrante y Coordinador del Programa de Educación en DDHH (1996-­­2005) y Coordinador General (2006-2012) de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz.
13.   Judith Galarza Campos. Afectada por la desaparición forzada por motivos políticos de su hermana Leticia Galarza, efectuada en D.F. en México, el 5 de enero de 1978. Fundadora del Comité Independiente de Chihuahua pro defensa de los derechos humanos y AFADEM. Actualmente Secretaria Ejecutiva de la Federación Latinoamericana de Familiares de Detenidos Desparecidos (Fedefam).
14.   Jesús Chucho García. C.I. 4.168.353. Fundación Afroamérica y La Diáspora Africana
15.   Angel Osiel González Alvarado, CI 9.624.046. Miembro de la Coordinación Regional de Niñas, Niños y Adolescentes Trabajadores (CORENATs) Venezuela. Colaborador del Movimiento Latinoamericano y del Caribe de Niñas, Niños y Adolescentes Trabajadores (MOLACNATs).
16.   Iván González Alvarado, C.I: 7.379.876. Miembro de la Asamblea y Consultivo Provea (1994­- 2013).
17.   Antonio J. González Plessmann, C.I. 10.866.332, Miembro del Equipo Coordinador de Provea (1999-2005). Miembro Asociado de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2005 - actual)
18.   Enrique González, C.I. 29.525.916, miembro de Provea (1995-1999), ACCSI (2000-2001), investigador con Cecodap (2002-2003).
19.   Martha Lía Grajales Pineda, C.I. 29.565.914. Coordinadora Programa Educación en DDHH – Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2008 -2009); integrante de la Asamblea de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz.
20.   Alejandra Guédez. C.I. 13.748.311. Antropóloga, productora audiovisual e investigadora, con experiencia en comunidades indígenas y afrodescendientes, consejos comunales, cultores populares, adolescentes embarazadas, niños, niñas y jóvenes.
21.   Mary Luz Guillén. Rodríguez, C.I. 11.557.841, Internacionalista, miembra de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (1993jactualmente). Investigadora y docente de la Escuela de DD.HH. "Juan Vives Suria" de la Defensoría del Pueblo.
22.   Erick Gutiérrez García, C.I. 6.976.990. Abogado, voluntario de Clínicas Jurídicas (1987). Investigador de Provea. Secretario ejecutivo del Capitulo venezolano de la Plataforma Interamericana de DD.HH., Democracia y Desarrollo (PIDDDH). Investigador y docente de la Escuela de Derechos Humanos de la Defensoría del Pueblo.
23.   María Lucrecia Hernández, C.I. 26.783.758, abogada y activista de derechos humanos.
24.   María Paula Herrero, C.I. 14.444.733, ejecutora del área de  Comunicación e Información, Provea (1989, 1996).
25.   Elba Martínez Vargas. C.I. 6.914.739. Internacionalista. Gerente del Proyecto de Educación en Derechos Humanos de la Sección Venezolana de Amnistía Internacional (1992-­­1993). Miembra del equipo de Provea (1994-­­1996).
26.   Africa Matute, C.I. 18.011.961. Abogada y activista de DDHH, integrante del Programa de atención integral a personas víctimas, Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2010 - 2013)
27.   Lilian Montero, C.I 6.427.029 Miembro del Equipo Paz Presente  (1987-1990), Miembro del Equipo Coordinador de CECODAP (1991-1998/2001-2007), Miembro de la Asamblea de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2006)
28.   Vicmar Morillo Gil, C. I. 7958276. Ejecutora del Área de Información e Investigación de Provea (1993-­­1999/2000-­­2004). Integrante de la Asamblea de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz.
29.   Gioconda Mota Gutiérrez. C.I. 11.917.394, Educadora. Integrante de la Red de Colectivos "La Araña Feminista". Militante por los derechos humanos de las mujeres.
30.   Maureen Riveros CI: 6.280.434. Comunicadora. Comité contra el Olvido y por la Vida. PROVEA (1999-2006)
31.   María Elena Rodríguez CI 6913399, Miembra del Equipo de Provea (1995-2007), Miembra asociada de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (2009-actual).
32.   José Ángel Rodríguez Reyes CI. 6.295.334. Ex trabajador de Provea. Año 1997-1998. Miembro de Amnistía Internacional de 1984 hasta 1999.
33.   Ileana Ruiz, C.I. 6.084.832. Comunicadora Social. Miembro de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz desde 1987: Educación en derechos humanos, comunicación popular, uso alternativo del derecho y rehabilitación de víctimas de tortura.
34. Marvelys  Sifontes  Cerrada,  C.I.  13.123.818.  Abogada,  Trabajadora  Social.  Activista  de  los derechos  humanos  formada  en  la  Red  de  Apoyo  por  la  Justicia  y  la  Paz  (más  de  cinco  años)  y  defensora  de  los  derechos  de  niños,  niñas  y  adolescentes.
35.   Belkis Urdaneta Jayaro, CI 9.740076. Miembra asociada de la Red de Apoyo por la Justicia y la Paz (1994-actual)
36.   Wilman Verdú Canache CI 6300170 Activista en la defensa de los DDHH, en y para comunidades,  Educador popular, miembro voluntario Red de Apoyo por la justicia y la Paz 1997- actual / Miembro Asociado de la Asamblea General  Red de Apoyo, Comunicador Social, facilitador DDHH para policías/ Conductor y productor del programa radial "UNES fuerzo por la Paz y la Vida.


[1] http://www.diariolavoz.net/2014/02/20/oposicion-venezolana-denuncia-brutal-represion/
[2] http://laradiodelsur.com/?p=252429
[3] http://www.eluniversal.com/nacional-y-politica/protestas-en-venezuela/140310/onu-recibe-nuevas-denuncias-de-torturas-en-venezuela
[5] Un caso emblemático es el del joven con discapacidad mental supuestamente maltratado por fucionarios de la GNB, hecho desmentido por el propio periodista que tomó la gráfica. http://www.aporrea.org/medios/n247146.html

[6] MIJ: Protestas insurreccionales suman 31 fallecidos y 461 heridos, en http://radiomundial.com.ve/article/mij-protestas-insurreccionales-suman-31-fallecidos-y-461-heridos-audio

[7] Guarimbas: protestas violentas en las que personas cierran las calles colocando obstáculos de alta peligrosidad por medio de cables, alambres de púas, aceite vertido en el asfalto, árboles talados, piedras y escombros, entre otros, a los que se les prende fuego.
[8] No se incluyen en el listado los casos de: María Heredia, madre del gobernador de Yaracuy, quien sufrió un infarto cuando manifestantes de oposición hicieron un cacerolazo a las puertas de su casa, y el de Luzmila Petit de Colina, quien murió por falta de atención médica cuando los manifestantes de una guarimba impidieron su traslado al centro médico. La prensa nacional ha mencionado casos similares de enfermos graves que no pudieron recibir atención médica por causa de las guarimbas. Sin embargo, se desconocen más datos concretos.
[9] Los motorizados han sido estigmatizados, por algunos sectores de oposición, como miembros de colectivos armados pro gobierno.
[10] http://informe21.com/maria-corina-machado/maria-corina-machado-envia-mensaje-a-los-gochos-video
[11] http://www.noticentrodigital.com/tania-diaz-diputada-machado-mantiene-agenda-de-agitacion-en-el-pais.html
[12] La destrucción de espacios y servicios públicos como estaciones de metro, de autobuses y metrobuses, edificios de organismos públicos e instalaciones deportivas ha sido otra constante de estas manifestaciones.
[13] Saldo de las guarimbas: 1.529 detenidos, C-4 y armas incautadas, 28 muertos y 78 efectivosheridos, en http://www.noticias24.com/venezuela/noticia/228281/maduro-el-uso-desproporcinado-de-la-fuerza-del-lado-de-la-extrema-derecha-video/
[14]  http://www1.unionradio.net/actualidadur/nota/visornota.aspx?id=167624&tpCont=1&idSec=3
[15] Los servicios de recolección de basura de algunos de estos municipios dejaron de funcionar con regularidad, de suerte que los manifestantes acumulaban basura para quemar en las guarimbas.
[16] El asesinato del líder estudiantil Daniel Tinoco, en http://cronicasvenezuela.com/2014/03/17/el-asesinato-del-lder-estudiantil-daniel-tinoco/
[20] El artículo 68 de la CRBV consagra el derecho de los ciudadanos y ciudadanas a manifestar pacíficamente y sin armas.
[23] Es el caso del joven que denunció haber sido víctima de violación por parte de funcionarios de la GNB y a quien la propia Fiscal General de la República desmintió afirmando: „No es cierto que ese hecho haya ocurrido, de acuerdo al reconocimiento médico-legal practicado. Hechos todos los exámenes resultó que no es cierta esa afirmación". http://diariodecaracas.com/que-sucede/fiscal-niega-que-estudiante-haya-sido-violado-fusil-el-ano-video
[25]http://elimpulso.com/articulo/fiscal-general-lo-ocurrido-en-venezuela-se-ha-desvirtuado-a-escala-internacional#

vía:
http://otramerica.com/temas/derechos-humanos-venezuela-una-mirada-alternativa/3167

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Malas noticias en los periòdicos, asesinatos, enfermedad, pobreza, dolor, injusticias, discriminaciòn, guerras, lo grave es que nos parece normal.

Ecologia2